Raúl Castro: “Un buen relacionista público es alguien que sabe tanto de periodismo como yo”

usuario ucd

HOJA DE VIDA

    • Nombre: Raúl Ernesto Castro Pereyra
    • Edad: 35 años
    • Estudios: Maestría en Periodismo Digital y Multimedia
    • Centro de estudios: Universidad San Martín de Porres
    • Trabajo Actual: Editor de estilos en el diario Gestión – Docente de Periodismo Interpretativo y Opinión en la Facultad de Ciencias de la Comunicación de la USMP.

Descripción: Soy un periodista. Cuando me levanto y cuando me acuesto sigo siendo periodista. Cuando estoy durmiendo, sigo siendo periodista. Cuando viajo por turismo o para conocer algún lugar, probablemente, siga siendo periodista. Soy un  lector, me gusta leer mucho, porque cuando uno no viaja,  un libro es una posibilidad para seguir viajando. Además, soy un melómano, me gusta demasiado la música, sobre todo me gusta aprender las letras de canciones, saber la historia de la banda, me obsesiona saber todo. Eso soy yo.

1. ¿Por qué sí la prensa escrita, y no el periodismo televisivo o radial?

Porque tiene la complejidad de contar una historia sin imágenes. Por eso yo prefiero contar ese tipo de historias donde la gente va a tratar de imaginar todo. La televisión en eso le lleva una ventaja a la prensa escrita, pues tiene las imágenes, pero el periodismo escrito tiene otra ventaja: lograr que la gente se imagine. El periodismo escrito me parece que es la única variante del periodismo que conserva la idea de seguir contando historias a lo antiguo y eso me parece una cosa maravillosa.

2. ¿Qué cargo ocupa en Diario Gestión y qué funciones específicas tiene dentro de este medio?

Soy el editor de estilos. En reuniones internas planteo temas e ideas de cosas que queremos hacer dentro del periódico sin perder la personalidad del diario, es decir, si va a jugar la selección peruana de fútbol, en un diario de economía pareciera que no cupiese, pero yo me encargo de que ese tema encaje. Es eso un poco mi trabajo: darle forma a ciertas noticias y encajarlas dentro de la personalidad del diario. Un editor es un generador de ideas, no solitario sino con otras personas. Y un editor además es la persona que al final tiene que corregir los textos y editarlos.

3. ¿Qué cualidades fueron determinantes para su crecimiento profesional?

Evidentemente el que yo supiera escribir me ayudó un montón. También el hecho de que yo supiera entrevistar ha hecho que domine las formas del periodismo: la redacción, la entrevista, el cuidado de los datos. O sea, evidentemente a mí me ayuda, pero hay otras cosas como la responsabilidad, el profesionalismo, la puntualidad, la obsesión por que las cosas estén bien. Después he aprendido cosas que yo no sabía. En un momento tenía a cargo dos a tres personas, ahora tengo nueve. Entonces, ya es una familia, paso más tiempo con ellos que con mi familia y no toda la familia se lleva bien. Eso también lo he aprendido, a la mala, pero he aprendido a ser jefe.

4. ¿Qué significa el periodismo para usted?

El periodismo es una forma de vida. Yo soy docente de periodismo, pero antes de ser profesor, soy periodista. Soy un periodista que viene enseñarle a gente que quiere ser periodista y, probablemente, a gente que no. Yo estoy pensando en el periodismo, estoy caminando por la calle y digo ‘qué bonito se ve esto, qué bacán sería escribir sobre esto’. Periodismo es conocer gente, es cumplir sueños.

5. ¿Qué consejo le daría a los estudiantes que anhelan trabajar en la prensa escrita?

Que lean un montón, que se obsesionen por el periodismo y que rompan esa lógica absurda de que los periodistas son miserables. Para ser periodista hay que estar enamorado del periodismo. ¿Qué consejo le darías a alguien antes de que se case? ‘¿Estás enamorado? No. Entonces, no te cases’. ¿Qué consejo le darías a un periodista? ‘¿Estás enamorado del periodismo? Sí. Entonces, sé periodista’. Obsesiónate, busca a tus ídolos, gente que te guste cómo escribe.

6. ¿Qué tanto aporta las relaciones públicas  al periodismo?

El relacionista público tiene que saber demasiado de periodismo, porque tiene que entender lo que hago yo, y no al revés. El relacionista público tiene que entenderme a mí. Tiene que saber qué hago, qué cosa quiero, qué necesito, qué notas me pueden servir. Si el relacionista público no sabe eso, está fracasado. Tiene que saber lo que va a ofrecer. Debe conocer de géneros. Mira, este puede ser un buen reportaje, esta puede ser una gran entrevista, quizás este puede servir como una crónica. Este es un buen relacionista público, un tipo que sabe tanto de periodismo como yo y que conoce mis necesidades, si no, no va  a ser bueno.

7. ¿Y qué objetivo anhela usted respecto a su carrera profesional?

Hay como un par de puestos en el periódico que a mí me pondrían muy bien. Yo estoy muy cerca de lo que me gusta, ya lo ideal sería dirigir el periódico. Gestión, para mí, es como el Boys, es como mi casa. Lo ideal sería ser director de Gestión. Y yo se lo he dicho (a mi actual director). Yo le he dicho ‘yo quiero tu puesto’, para que esté enterado acerca de la obsesión que tengo con el periódico.

Sin comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>